Tributos

jueves, 28 de junio de 2012

Capitulo 15: Tango sin respuesta

Espero que os guste y no os parezca muy malo lo de la canción que... bueno, ya me diréis...

Unos golpes en la puerta me despiertan, acompañados de los gritos de Darrent. Lo poco que llego a comprender es que tenemos que irnos. Me levanto y me peino lo más lentamente que puedo, luego me pongo unos zapatos de tacón más cómodos y me encamino hacía al salón.
Darrent está esperándome nervioso contra el marco del ascensor, al igual que Peeta. Nos metemos dentro y sus miradas, tan serias y firmes, comienzan a preocuparme.
-¿Que ocurre? No llegamos tan tarde ¿no?-pregunto inocentemente.
Darrent suelta un bufido y responde secamente:
-Llegamos cinco minutos tarde.
¡Oh, Dios! ¡Voy a morir por eso! Generalmente soy puntual, pero cuando no quiero ir a una cena o fiesta, retraso lo máximo posible el momento para prepararme.
El ascensor emite un suave pitido y abre las puertas. Hemos bajado al mismo sitio donde tome té con Coin y Nata, pero ahora no están sentadas alrededor de la mesa redonda, sino en la larga y elegante mesa ahora repleta de caras conocidas. Nata me sonríe tímidamente mientras le pega un codazo a Beid, que esta sentada a su izquierda, demasiado cerca para su gusto. Hay dos hileras de sillas extendidas a lo largo de la mesa, en una nos sentamos los tributos y en la opuesta, los rebeldes. Me siento entre Christian y Drewinthesky y para cuando quiero darme cuenta comienzo a morderme las uñas. Paro cuando traen la comida: tres pavos enteros, dos ollas de estofado con arroz salvaje, miles de cestas con panecillos, bebidas por doquier, medio mar Mediterráneo asado... Lo típico en una fiesta al estilo del Capitolio. Hay unos instantes de tensión después de que nos sirvan la comida, y nos miremos entre todos, hasta que se uno de los comensales dice:
-Bueno ¡Yo no voy a esperar!-la ex-tributo Johanna Manson se  sirve un poco de pavo y la miramos atentamente.
Fue la frase que deshizo el hielo en el ambiente. Al instante, todos comenzamos a servirnos como si no hubiésemos probado bocado en meses. Me serví unas salchichas, patatas y fui a coger un poco de arroz salvaje cuando mi cuchara se choco con la de alguien.
Levante la vista y los ojos grisáceos de Katniss Everdeen me devolvieron la mirada. El tiempo pareció pararse un instante, y aunque fuese una tontería, aparté mi cuchara sin coger nada, acobardada por su mirada.
Durante el resto de la cena, procure comer lo máximo posible, molestar lo menos posible y pasar totalmente desapercibida a ojos de los rebeldes. Pero al parecer Johanna no estaba por la labor.
-Bueno, contadme, personalmente ¿Quien creéis que caerá primero en la Arena? Sin miedo, que estamos entre amigos-dice sonriendo.
Aunque la fila de tributos se extiende ampliamente, al igual que la de los rebeldes, llego a ver las caras de confusión de cada uno de ellos y la respuesta en su rostro: "No lo se y no quiero decírtelo"
Pero mi teoría se va al traste cuando Beid dice:
-Leila.
Instantáneamente, Asher se levanta y golpea la mesa. El tributo del once, Blake y el del Área 6, Alexis, lo agarran y lo sientan de nuevo. Johanna asiente satisfecha y se vuelve hacía Asher.
-¿Y tú, quien crees que morirá primero?-le pregunta Johanna.
Él le devuelve la mirada cargada de rabia.
-Ella-dice lanzándole una mirada asesina a Beid, que sacude sus cabellos verdosos mientras le resta importancia al asunto con un gesto.
-No te lo tomes como algo personal, simplemente, se ve que no sobreviviréis, ni tu ni ella.
-¡Oye, perdona...!-esta vez es Leila la que se levanta.
-Ya basta.
Todos dirigimos la mirada a la otra punta de la mesa, coronada por Coin. Nos devuelve una fría mirada, y dice:
-Postres.
El ambiente vuelve a relajarse tan rápido como se altero. Rebañamos las cinco ollas de chocolate que traen y después nos levantamos. Pienso que vamos a irnos a los dormitorios cuando veo una pequeña banda de músicos y un rudo cantante sube al escenario. Al igual que la mayoría, me aparto contra la pared, tratando de parecer invisible.
Pero al parecer debo de llevar un letrero en que diga. "¡Venid, venid a mí!"
Suspiro cuando Christian se apoya junto a mí en la pared. Los dos miramos a las parejas de baile, un poco torpes o lentas. Johanna ha cogido a Beete y le hace girar varias veces hasta que se le caen las gafas, Peeta y Katniss parecen abrazarse más que bailar y por más que la busco no veo a Annie, a la que supongo, la habrán dejado quedarse en su cuarto debido a su embarazo.
Tenía ganas de verla, preguntarle si me recuerda, recordarle sus Juegos y hacerla sufrir más. Eso es, lo que, inconscientemente, iba ha hacer. Casi agradezco que no haya venido.
La canción termina y Christian me mira.
-¿Quieres bailar?-me pregunta tendiéndome la mano.
-No me apetece-digo con desgana.
-Venga-susurra sonriente-si te quedas aquí amargada el resto de la noche, pensaran que de verdad te han ganado. Incluso antes de empezar los Juegos.
Vuelvo a mirar la pista de baile, prácticamente repleta ahora, luego fijo la vista en su mano extendida y la agarro.
Él coloca una mano en mi cintura, a la par que yo en su hombro y nos agarramos con la mano que nos queda libre, mientras esperamos a que empiece la canción.
Una suave melodía de piano, guitarra y violín inunda suavemente la habitación. Los ojos de Christian resplandecen y observa a la orquesta.
-¿La conoces?-pregunto sorprendida.
-Sí, es un tango muy antiguo, del siglo XXI, rescataron la melodía y la canción.
-¿Un tango?-es el único baile que soy capaz de ejecutar. La desgracia es que hay pocos y tampoco acudía muy regularmente a mis clases de baile, ya que normalmente estaba en las de esgrima.
-Sí, no se si la cantaran entera, pero... escucha.
La melodía cambia transformándose en algo violento y delicado a la vez. Mis pies comienzan a moverse sin saber muy bien a donde ir, pero mi compañero comienza a seguirlos cuando la grave voz del cantante hace acto de presencia.

*<<Roxanne
You don't have to put on that red light
Miro a Christian, pero él me aprieta más contra su pecho y seguimos bailando...
You don't care if it's wrong or if it is right
Roxanne
You don't have to wear that dress tonight...
Entonces el cantante se detiene mientras la melodía prosigue. Noto los labios de Christian cerca de mi oído mientras me susurra:
His eyes upon your face
His hand upon your hand
La cadena de mi guardapelo se rompe y se desliza al suelo con delicadeza.
His lips caress your skin
It's more than I can stand
El cantante vuelve a acercarse al micrófono, y entre la mezcla de voces, distingo la suave voz de Christian mientras susurra:
-Why does my heart cry?>>
 Y yo no sé responderle.

Mucho antes de ese baile...


La sala está abarrotada, los papeles esparcidos por doquier, los mentores corren de un lado a otro hablando con diferentes personas, vestidas de extraña manera. La pequeña observa atentamente la escena y luego continua con su dibujo tachando tres rostros más.
Cuando comienza a colorear la herida del  Distrito 7, oye unas voces familiares, detiene su tarea y se gira para ver a Finnick y Mags sonrientes. Ellos la ignoran y fijan la vista en el enorme televisor que hay  en la pared. La pequeña se gira y ve como los tributos del Área 4 saltan a por el paracaídas, que transporta una pequeña cantimplora y una hogaza de pan.
Tras aquello van a cenar, sin dejar de mirar la pantalla y sin que la pintura de Sophie deje de colorear cruces en su dibujo. Una hora más tarde de lo habitual, Mags obliga a Sophie a irse a la cama y la pequeña refunfuña un poco, pero al volver a ser ignorada por el televisor, se marcha dando un portazo.
Se arropa en la cama y aprieta su muñeco contra su pecho fuertemente. Esta triste, echa de menos su hogar y les odia.
No, no les odia, no podría. Ellos no tienen la culpa, y no merece la pena echársela a nadie.
Pero a partir de entonces, comienza a odiar en secreto los Juegos del Hambre.


*La canción:

<<Roxanne
No tienes que ponerte en esa luz roja

No te preocupas de si está mal o si esta bien
Roxanne
No tienes que vestir ese vestido esta noche

Sus ojos sobre tu cara
su mano sobre tu mano
sus labios acariciando tu cuerpo.
¡Es más de lo que puedo soportar!
¿Porqué haces a mi corazón llorar?>>

11 comentarios :

  1. Why does my heart cries?
    Feelings I can't fight
    You're free to leave but just don't deceive me and please
    Believe me when I say I love you

    A que es preciosa la voz de Ewan McGregor?!? Y Dios, ¿cómo has conseguido descubrir mi canción favorita sin conocerme? Adoro el tango de Roxanne!!! Me encanta, es un detallazo, he estado entre llorar y soltar una risa histérica porque... Oh, porque es la canción más fantástica que existe y ponerla en esta historia (que sinceramente, es genial) es.... Aiiiiisss, es lo mejor.
    Jo, de verdad, cada día te superas escribiendo y esque además hoy, ha sido ver la letra de la canción y, y y... y me he emocionado ^^ (creo que se ha notado un poco)
    Sigue así!!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias ^^ La teoría de mi hermana es que me trague algún musico de pequeña y me ha ido instruyendo de mayor, por eso me gusta tanto la musica. Siempre que puedo intento meter trocitos de estas cosas en la historia para hacerla más interesante. Y cuando pense en el baile de estos dos la canción vino a mi mente sin mas. :D
      Gracias de corazon muchos muxus!

      Eliminar
    2. Me encanta Obi Wan xD
      Aunque la peli de moulin rouge no me gusto demasiado, la verdad

      Eliminar
  2. Me encanta el capitulo, pero como se nota que los tributos se van a la Arena dentro de nada...estan a la que saltan!!!
    muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajjaa encima puse a johanna para qe les tocara un poquito las narices! Besos!

      Eliminar
  3. Uau! me encanta Johana ^^ as bordado el capitulo! te emreces un gran aplauso! que digo un? milees! sigue asi

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. pues tu te mereces mil gracias! que digo todas!!!

      Eliminar
  4. Joderjoder! Que canción mas bonita!!! Cuando he leído la letra me sonaba de algo y ya cuando la he oído ha sido SUBIDON SUBIDON!!!! Vas a hacer que me enamore de Christian... Como se nota que tienen todos los nervios a flor de piel... Uyuuuuy... Besos:)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Jajajaja es muu mono la verdad, no se donde he dejado mi yo cruel!

      Eliminar
    2. Que vuelva lo cruel! Mata a alguien! Haz que Sophie mate a Christian! Muajajajaja! Tengo que matar yo a alguien... Es raro en mi que aun no la haya palmado nadie... Jajaja

      Eliminar
  5. Está genial Nina!!
    En seguida me pongo al día con tus capítulos y espero que contestes pronto a mi propuesta sobre mi blog!
    No tardes!
    Besoss

    ResponderEliminar